Follow by Email

9 de mayo de 2015

Calores en mayo: Preguntas y algunas respuestas

Con frecuencia los meteorólogos nos preguntamos si el público entiende nuestras predicciones, y si llega adecuadamente el mensaje que queremos transmitir. Aunque habría que hacer encuestas serias sobre ello, soy optimista y pienso que, aún habiendo mucho espacio de mejora en la comunicación meteorológica, en general el mensaje llega, al menos, aceptablemente.

Viene esto a cuento porque no se si serán muchas las personas en España que ignoren que se acercan unos días muy calurosos y que van a afectar tanto a la Península como a Baleares y a Canarias durante la primera mitad de la semana entrante, con temperaturas que en Andalucía pueden rondar los 40 grados. Cuestión distinta es si existe una buena información complementaria sobre las características de la situación, su mayor o menor rareza, la posibilidad de batir récords o si se puede considerar cómo una ola de calor. Pongo mi granito de arena y comento a continuación lo que se me ocurre sobre todo ello.

La situación meteorológica que va a provocar estas altas temperaturas es bien conocida. Una gran dorsal anticiclónica formada por aire muy cálido, seco y estable, se extiende desde latitudes subtropicales, en buena medida africanas pero también atlánticas sobre todas las zonas españolas. La combinación de aire ya de por sí cálido, con cielos muy poco nubosos, y vientos débiles o en calma dan lugar a esas temperaturas, favorecidas aún más por la ausencia de movimientos verticales, lo que dificulta la ventilación de las capas bajas. Son condiciones casi similares a las de los grandes calores veraniegos pero con una diferencia importante: en mayo la tierra no ha almacenado el calor estival, por lo que, en general, se enfría más. Por ello, aunque las mínimas también sean relativamente altas, no serán en general tan opresivas como si estuviéramos en esos meses.

Mapa de 500 hPa y de temperaturas a 850 hPa del Centro Europeo para la noche del martes 12 al miércoles 13. Prefiero poner esta imagen hemisférica porque muestra a la dorsal con más claridad y la procedencia del aire cálido (en colores rojos).

¿Es una situación anormal? Si por anormal consideramos qué es que ocurre algo raro en la atmósfera, no lo es en absoluto. Si lo que queremos decir es que los valores que se registren van a estar muy por encima de los climatológicamente normales de esta época, lo es. Así nos lo confirma este mapa del Extreme Forecast Index (EFI) del Centro Europeo que, aunque tiene una interpretación relativamente compleja, nos viene a señalar con su escala de colores, cuan "anormales" van a ser las temperaturas que se esperan.

Mapa del EFI para el próximo martes. El color más intenso se encuentra sobre la mitad norte peninsular. Ello no quiere decir que allí las temperaturas van a ser más altas sino que la anomalía respecto a los valores climatológicos, va a ser mayor.
La siguiente cuestión es cuán seguros estamos de que esta situación vaya a ocurrir realmente. Pues bien, los mapas del modelo de predicción probabilística del Centro Europeo, uno de los cuales muestro a continuación, nos dan bastante seguridad de que la situación va a ocurrir y de que acabará probablemente a mediados de semana.


Mapa procedente del modelo de predicción probabilística del Centro Europeo para el martes 12 de mayo. La situación sinóptica que da lugar a esta situación es prácticamente segura sobre la zona española. También, aunque no muestro el mapa, hay una probabilidad de moderada a alta de que la situación cambie a partir del miércoles-jueves.

¿Ha ocurrido más veces? Pues para contestar a esta cuestión copio a continuación un fragmento del capítulo dedicado a mayo de mi libro Meses y Tiempos:

 "....los episodios cálidos de mayo suelen darse, como es lógico, con la entrada sobre la Península de una dorsal anticiclónica en niveles medios y altos acompañada en los bajos por vientos débiles de componente sur. Uno de los más significativos fue el ocurrido a finales de la primera quincena del mes en 1999 durante el cual se alcanzaron los 41ºC en Padul (Granada), y 40ºC en Illora, también en la provincia de Granada y Villargordo en la de Jaén. En este caso, la temperatura a 850 hPa (unos 1500 metros de altura) -que es un estupendo indicador de lo cálida que es la masa norteafricana- era de unos 25ºC, más o menos la que suele darse en un caluroso día de julio.

Otro episodio muy importante fue el acaecido a mediados de mayo de 2006. Así, el día 17, se alcanzaron máximas de 40,1ºC el aeropuerto de Córdoba, 38,1 en Ciudad Real, 38 en Morón de la Frontera, 37,4 en Toledo y 38,4 en Jaén, todas efemérides absolutas.  Al día siguiente las máximas volvieron a dispararse, si bien centradas un poco más hacia el este y sureste; se alcanzaron de 40 ºC en Murcia, 39 en Alcantarilla y, ya en Baleares, 39,1 en Muro, 38,8 en Manacor y 38,4 en Sa Pobla. En esta situación la temperatura a 850 hPa era de casi 28ºC sobre el archipiélago, un valor muy elevado incluso para pleno verano. Este ha sido probablemente el episodio más importante de calor en la Península Ibérica en el mes de mayo.

En otra situación de este tipo, a principios de la tercera decena del mes en el 2009, pero con la dorsal mas centrada hacia Baleares, volvieron a registrarse en el archipiélago valores muy altos como 35,2 ºC en Sa Cabaneta, 34,2 en Palma-aeropuerto y 32 en Palma-Portopí.

Por su parte, Canarias también se ve afectada ocasionalmente en mayo por expansiones de las dorsales cálidas norteafricanas. Así ocurrió, por ejemplo, a principios de la última decena de mayo de 2003 con un registro de 37,6 ºC en Tenerife-Los Rodeos y también a finales de la primera decena de 2007 con máximas de 32,4 ºC en el aeropuerto de Mazo en La Palma y en San Bartolomé (Gran Canaria)"

Entonces, ¿es posible, a la vista de lo anterior, que se puedan batir récords? Es posible que  en algunos puntos sí, o que, al menos, nos acerquemos mucho a ellos ya que la temperatura a 850 hPa puede acercarse en el sur de Andalucía a 23 o 24 grados.

¿Es una ola de calor? Aunque sigue sin haber una definición oficial de la misma, cada vez se utiliza más -y espero que AEMET acabe adoptándola oficialmente- la establecida por el climatólogo César Rodriguez Ballesteros a la que ya me he referido en varias ocasiones y que dice así:

"Es un episodio de, al menos tres días consecutivos en que, como mínimo, el diez por ciento de las estaciones consideradas registran máximas por encima del percentil del 95 por ciento de su serie de temperaturas máximas diarias de los meses de julio y agosto del periodo 1971-2000"

Como se ve, el criterio se restringe a los meses de julio y agosto y mi duda es si podría aplicarse a otros meses distintos en los que otras características, como por ejemplo la duración de las noches, es distinta. Digamos, por tanto, que este criterio no se puede aplicar estrictamente en este caso. Quizás Cesar Rodriguez quiera hacer algún comentario sobre ello y sería muy bienvenido.

Y, por último, la pregunta del millón: ¿Tiene que ver con el cambio climático? Para responde a ello habría que investigar a mi juicio dos cosas: Si este tipo de situaciones sinópticas se están haciendo más frecuentes en primavera, y sí la temperatura de la masa de aire a 1500 metros de altura -un  excelente indicador de la intensidad de estas situaciones- va siendo progresivamente más alta. Si fuera así, quedaría claro que hay un proceso de cambio. Cosa distinta es si pudiera estar causado por la acción humana. Para eso se necesitaría experimentar con modelos climáticos y ver, hasta qué punto, una situación así podría justificarse sólo por la variabilidad natural. Ya se están haciendo experimentos de ese tipo y sería interesante que se aplicaran a estas situaciones. De todos modos, y para finalizar, recordemos que, como hemos visto, l0s récords de temperaturas de mayo parecen haberse dado en 1999, 2003 y 2006. Es significativo.


3 comentarios:

  1. Muchas gracias por todo lo explicativo, se dice que son situaciones de 2 o 3 días pero nos vamos a ir ya a más de dos semanas sufriendo calor insoportable para éstas fechas anormales de primeros de mayo en la Comunidad Valenciana sobre todo la costa.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Pablo. Son mecanismos atmosféricos distintos. Ya sabes que en la C. Valenciana son los ponents los que hacen subir mucho la temperatura y a veces son episodios de varios días. Este otro mecanismo de expansión del aire africano/subtropical, que afecta prácticamente a todas las zonas, es el que suele durar dos o tres días y es el que ahora va a ocurrir.

    ResponderEliminar